SEGUNDO DÍA DE CAZA DE LA TEMPORADA 11/10/2009


El segundo día de caza en Extremadura, fue un poquito tristón, veréis:

A las 7:30 habíamos quedado Domingo, sus dos hermanos (Tomy y José) y yo,  con Lupas y Pellica, además venía Santiago, un chaval de mi edad, que va de morralero, como yo, en las perreras de “los hermanos”.

Recogimos todos los perros, los acomodamos en el carro y tras una parada para comprar el pan, cogimos el camino hacía el coto que está situado en Rosalejo (hasta ahora el mejor con el que contaban). Cuando llegamos, nos pareció raro que por los caminos no viésemos conejos, normalmente se les ve corriendo hacia su refugio, bueno, no nos preocupamos.

Cómo era el primer día que se podía cazar en aquel coto y había mucha gente, decidimos cambiar el lugar en el que íbamos a cazar, en vez de ir a cazar donde siempre (estaba lleno de gente) decidimos quedarnos más atrás, en un trozo que hay de escobas bastante bueno para los conejos.

Sacamos a los perros del carro, y nos dispusimos a andar por el monte, como anécdota decir que era el primer día que Luck iba de caza, nada más salir empezó a meter ladridos, que se continuaron con algunas pausas hasta que acabo la mañana, no sabemos por qué, pero era el primer día y el perro iba más a jugar que a cazar.

Tras unos 10 minutos andando, dio la cara la primera perdiz, que abatió Pellica de un tiro.

Seguimos caminando, un rato después nos empezamos a “mosquear”, es el primer día de caza y todavía no se ha visto ni un conejo, el año pasado a estas alturas se habían visto 7 o 8, que raro…

Seguimos caminando con la misma ilusión que empezamos, que venía a ser mucha, porque ese coto cada año iba a más en cuanto a las poblaciones de conejo se refiere. Al no ver ningún conejo, empezamos a sacar cada uno, nuestras conclusiones, pero todos coincidíamos en una, aquí no hay ni un conejo… A todos nos resultaba extraño, porque había madrigueras por todos lados, más que nunca, “cagarruteros” viejos a montones pero nuevo no había nada. Las enfermedades no podían ser, porque siempre quedan conejos y además, quedarían rastros de los conejos muertos por las enfermedades.

Cambiamos el sentido, a ver si era esa zona, pero nada, tampoco se veía nada en cuanto a conejos se refiere, liebres se vieron dos lejísimos y un zorro, que con la agudeza que les caracteriza, se paso al coto colindante.

Yo, que iba detrás de mi amigo Domingo, íba hablando todo el rato sobre lo que había sucedido, era muy extraño, no había conejos por ningún lado, ni rastros frescos, pero viejos había un montón.

Tiros, no estábamos escuchando ni un 5% que el año pasado, total, que íbamos con una desilusión…

Cogimos, un arroyo hacia adelante y nos dirigimos hacía el coche, Domingo, Lupas, y yo para tomar el almuerzo. Los demás se fueron por el otro lado del arroyo, y mientras nosotros estábamos en el coche esperando a que llegaran, consiguieron ver un conejo y una perdiz, a las que dispararon pero no se pudieron quedar con ellas. Cuando regresaron al coche, disfrutamos de lo mejor de la mañana, el almuerzo en el campo, porque en cuanto a el coto llevábamos una desilusión tremenda, nosotros sacamos una conclusión de lo que había pasado allí con los conejos, pero, eso lo quedo “al libre albedrío” de cada lector.

Cuando acabamos de almorzar, y tras hablar con varias personas del coto a las que les había pasado lo mismo que a nosotros, decidimos irnos para casa, con las orejas gachas y el rabo entre las piernas, ya que, el no ver poca caza nos hubiera dado igual, porque no estamos acostumbrados a ver mucha, pero el hecho de saber que había hace poco y que ahora no hay nada, te frustra.

Cómo dirían Manolo y Benito: otro sitio más al que no podemos venir…

Aquí os dejo unas fotos de ese día y de ese coto.

Sol entre  una encina.

Artículo redactado por: Juan Carlos Calvo (juanillo23)

4 Responses to SEGUNDO DÍA DE CAZA DE LA TEMPORADA 11/10/2009

  1. Que tal Juan Carlos, no parece un mal sitio de conejos, lo que pasa es que el campo se ve muy seco, lleva varias semanas sin llover en Extremadura y el campo y los animales ya lo necesitan.

    Como se llamaba el coto al que fuísteis, que fue, con invitación o habeis comprado las tarjetas para todo el año????

    Un saludo

    • juanillo23 dice:

      Hola amigo

      Si te digo la verdad, no se como se llama el coto. Yo no cazo, pero los de la cuadrilla si, y en efecto, han pagado para toda la temporada, llevan cuatro años ya allí y cada año, iba a más.

      No te creas que es porque el campo este seco, eso hace mella, pero no lo deja desolado. Lo que pasa que en el coto ha debido de haber “alimañas humanas”.

      Un saludo 😉

  2. juan carlos dice:

    Hola Juanillo, esperaba entrar contando mi primer día de caza y mi segundo día de caza pero, lamentablemente nunca llueve a gusto de todos, el día 13 martes y que conste que no soy supersticioso tube la mala fortuna cuando me dirigía a mi trabajo de verme involucrado en un accidente múltiple, sin veverlo ni comerlo cuando me di cuenta tenia a otro coche en mi carril, para evadir su colisión dio un volantazo y se metió en mi trayectoria sin prácticamente tiempo de reacción, me lo trague, la colisión no fue muy fuerte pero lo suficiente para mandarme a urgencias, con diagnostico de esguince cervical, el problema es que llueve sobre mojado y se junta con secuelas de otros accidentes que desgraciadamente he tenido y de los cuales hoy es el día que no me he recuperado de ellos, cuando tengo que superar los daños que ya tenia mas los de este ultimo, hubiese dado mucho por el hecho de salir al monte puesto que es mi pasión, pero he tenido que mentalizarme y asumir los contratiempos que me han imposibilitado el poder practicar con mi hermano y compañeros de cuadrilla, el famoso taco y las conversaciones de los lances vividos.

    Solo espero que con el tratamiento y reabilitacion me dejen en las condiciones físicas optimas para poder seguir con mi vida y poder disfrutar de la caza en un plazo de tiempo no muy lejano.

    Juanillo ya veo que las visitas crecen y me alegro porque te lo mereces.

    Y lo de las alimañas humanas muy acertado porque haberlas ailas, espero que algún día no podamos reiterarnos en estas posturas pero hoy por hoy no es así y hay que denunciar a los que dicen que son cazadores y no respetan las normas ni las leyes que legislan la caza, porque cuando no respetan estas normas y leyes lo único que no están respetando es a esos animales a los que les dan muerte a mi juicio vilmente, como puede ser los que se dedican a carrilear y a poner trampas de diversa índole, pero todas despreciables por la poca nobleza que demuestran con estas artes traicioneras y sin posibilidad para el animal, dándole muerte de una forma humillante y sin el menor respeto a las especies cinegeticas, que cada vez son menos, en el campo.

    Un Abrazo Compi

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: